Back

El lejano 1991 resultó ser un año extraordinario para la música alternativa: Pearl Jam debutaba con Ten, My Bloody Valentine realizaba Loveless y Nirvana se perfilaba como una revelación a través de Nevermind. Producciones que resultaron en influencias directas para