Back

#PlayNecesario: El soul neoyorkino de Nick Hakim regresa esta semana

Fue en 2017 cuando el joven Nick Hakim se coló por mis oídos. Su mezcla de sonidos de inmediato enganchó con lo más profundo de mi cerebro: bases ricas de soul, guitarras desafinadamente encantadoras, letras sencillas pero bellas y una particular garraspera en su voz.

Por muchas semanas reproduje su disco debut, Green Twins, sin reparar en el intérprete. Puede ser un juego riesgoso, pero escuchar algo y enamorarte por completo de su sonoridad (más allá de analizar todo lo que la acompaña) es algo muy campechano. Meses después rescaté una mezcla interesante de elementos en la vida de Nick: vive en el cosmopolita Brooklyn, es hijo de una mujer chilena y un hombre peruano, tuvo problemas en la escuela cuando niño y por si fuera poco es graduado de Berklee.

Esta semana Nick regresa a nuestra lista de novedades con su nuevo larga duración. El disco se llama Will This Make Me Good, es editado por ATO Records (¡ni más, ni menos!) y esperamos mucho de él luego de escuchar Qadir y Crumpy como sencillos previos. Hoy la espera se acorta con una nueva entrega: Bouncing.

Bouncing habla de la energía y su dualidad positiva y negativa. ¿Los nervios son parte de ese juego? Adornado por una psicodelia lo fi, Hakim susurra al micrófono en una canción que por momentos recuerda a Prince. En el comunicado de prensa del lanzamiento Hakim dice que la pieza nació “mientras escribía durante uno de los días más fríos en Nueva York, mientras estaba acostado en mi cama, inquieto por un radiador”.

El mismo Nick Hakim aparece en el clip, que fue dirigido por Nelson Nance y muestra una bailable aventura dentro de una galería:

About the Author /

En 2011 escribí sobre Jack White e inició Joyride. Rocanrol y karatazos.