✌ Music diggers since 2011

Un primer paso en el Primavera Sound Festival de Barcelona

Por fin podemos respirar y sentirnos libres: ya hemos pisado el Parc del Fòrum de Barcelona, tenemos nuestra cerveza en la mano y la música no cesa. Hemos llegado al Primavera Sound Festival, y aunque el festival todavía no ha dado su pistoletazo de salida, ya tenemos unas primeras impresiones de hacia dónde se encaminará la celebración durante estos días gracias a las puertas abiertas que ayer Primavera Sound ofreció para todos los asistentes y curiosos con ganas de pasar una tarde divertida.

Lo más importante: el ambiente no podría ser mejor. Con el sol de la tarde y el mar cerca, la gente todavía puede desplazarse sin agobiarse demasiado por la multitud, pero sí  andando con precaución los más fanáticos, quienes se pasean por el festival con tranquilidad, observando las tiendas de pósters y merchandising, ojeando los vinilos, y escogiendo las mejores camisetas. Pero ellos saben que lo más útil en estos casos es tener tiempo para todo, y el tiempo perdido haciendo cola también resulta prioritario. Los que saben eso, se colocaron desde primeras horas de la tarde para conseguir el cupo limitado de entradas que se repartían horas antes para acudir al extraño show de luces y sonidos que presentaban Jarvis Cocker y Steve Mackey (Pulp). El proyecto de Dancefloor Meditations prometía una extraña conexión entre los músicos y el público para llegar a estados de meditación y profundidad espiritual mediante los sonidos electrónicos y las salas de baile. Me llegaron algunas voces contándome que tenían mucha semejanza con el espectáculo 3D de Kraftwerk. Yo aprendí la lección y me apunté que, para recogidas de entradas, hay que ir con ganas de esperar y mucho tiempo. De la misma manera, repetí el error cuando ya anteayer la Sala Apolo de Barcelona llenó aforo con los conciertos de Les Sueques, Let’s Eat Grandma y Cigarettes After Sex, mientras yo abandonaba la cola y regresaba a casa.

Aunque no tuve suerte con los conciertos de aforo limitado, al menos pude ver como 7 Notas 7 Colores representaban en directo el hip hop de España com Mucho Muchacho en el micro, una de las leyendas del old school nacional. Más tarde el escenario Heineken se abarrotó cuando llegaron Local Natives, llegados de los ángeles, un quinteto con el pelo largo y sedoso que tocan indie folk, con momentos de coro épicos y voces dulces. La combinación es buena y funciona, aunque algo fácil, nada que no hayamos visto antes. Aun así la hora entera que duró el concierto fue ligera y se agradeció el énfasis tanto del grupo como del público, que conectaron perfectamente. El escenario lo cerraron los británicos Saint Etienne, así como el recinto entero, dando paso a la programación de Primavera a la Ciutat, dónde los más veloces lograron llenar la sala para ver a artistas como: Kate Tempest, The Wedding Present y No Zu.

Lamentando la caída del cartel de Frank Ocean y su sustitución por Jaime XX, me preparo para las 3 largas jornadas que empiezan ya mismo, hoy con Bon Iver, Slayer, The Zombies, Tycho o King Gizzard and the Lizard Wizard.

Nota anterior
Bill Murray anuncia la salida de su primer álbum
Nota siguiente
Nicolas Jaar y Boiler Room lanzan 'TRANSITION'
Atrás
COMPARTIR

Un primer paso en el Primavera Sound Festival de Barcelona